Ir al contenido principal

Revuelto de espárragos verdes, setas y espinacas

Bueno, el título lo dice todo. Un buen chute de verduras más que apetecible. Si además lo acompañamos de un huevo frito o revuelto el resultado es espectacular.








Ingredientes

  • Espárragos verdes finos
  • Setas
  • Espinacas frescas
  • Ajo
  • Pimienta
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Opcional: huevo, queso, arroz, mijo, quinoa (obviamente, el mijo, el arroz y la quinoa no son compatibles con una LCHF estricta, pero con moderación en una liberal o si hacemos deporte...)

Preparación

1. Limpiar los espárragos verdes. La parte baja suele estar bastante dura, así que hay que limpiarlos bien si no queremos estropear el resultado final. Cortar y desechar la parte más baja, sobre todo si está blanca. Del resto del espárrago, de la mitad para abajo, quitar con un pelador las capas externas que son las más duras. En la parte alta no hace falta pelar, pues es lo más tierno. Nos ha de quedar como en la foto.
Lo que viene a ser un espárrago verde, que no triguero, limpio y listo para cocinar

2. Lavar y cortar los espárragos en trozos de unos 2 cm. Pelar y picar los ajos para reservar.

3. Poner un poquito de aceite en una cazuela de acero inoxidable y añadir los trocitos de espárragos. Salpimentar y mantener unos 10 minutos al fuego medio-alto removiendo de vez en cuando hasta que se empiecen a poner blanditos los espárragos. Cuando falten un par de minutos añadimos los ajos picados y mantenemos un momento al fuego sin llegar a quemarlos.

4. Ahora agregamos las setas por encima, les damos un par de vueltas con los espárragos y seguido antes de que la seta suelte el agua añadimos las hojas de espinaca. Seguimos removiendo hasta que las espinacas bajen su volumen y ya retiramos del fuego el conjunto.

5. Si queremos acompañar de huevo frito, pues hacemos un huevo frito. Eso sabéis hacerlo todos ¿no?



Y si lo queremos con huevo batido revuelto, batimos los huevos, salpimentamos y opcionalmente añadir en queso en trocitos. Volvemos a poner al fuego las verduras y añadimos el huevo batido sin dejar de remover hasta que cuaje.



Como última sugerencia podemos acompañar de un poquito de arroz, mijo y/o quinoa cocidos. A los peques les gusta mucho el arroz a la cubana, así que el día que les hacemos arroz para nosotros hacemos este plato como alternativa. Realmente ellos no comen arroz a la cubana sino un pseudo-arroz mezclando el arroz con mijo y quinoa para que sea más saludable.




Comentarios

Recetas más visitadas

Calculadora para paella

Medidas para las cápsulas Dolce Gusto

Judías verdes con olla express

Potitos caseros de fruta con Thermomix

Azúcar glass con Thermomix